Como parte de las actividades de este programa, se desarrolló el primer Bootcamp dirigido al ecosistema emprendedor de la Región, donde sus participantes validaron en la calle a sus potenciales clientes.

Durante tres días, alrededor de 50 emprendedores y profesionales ligados a área del emprendimiento se dieron cita en el primer Bootcamp de Impulsa O’Higgins, una experiencia intensiva de entrenamiento que parte desde la identificación de un cliente o un posible problema, hasta la validación de una propuesta de valor real y acorde a las necesidades captadas.

“Las grandes empresas todas partieron pequeñas, todo parte un día de una idea, tal vez hoy estamos viendo el nacimiento de alguna gran idea, de un futuro gran negocio. Nosotros estamos muy complacidos de acompañarlos, de motivarlos también, junto con Corfo de que logren ese emprendimiento y que se haga realidad.” Sostuvo el Presidente de Pro O’Higgins, Tony Gunckel.

Los participantes adquirieron metodologías de emprendimiento para agilizar sus procesos de validación o invalidación sistemática de las hipótesis principales de los modelos de negocio que tenían pensado. Además pudieron identificar cuáles son los aspectos claves que un emprendedor debe mostrar para ser apoyados.

En ese sentido el Director Regional de Corfo, Andrés Lorca, les comentó la importancia del trabajo en equipo, “es tremendamente potente cuando las ideas se convierten en equipo, porque hay alguien que siempre es bueno para vender y otro que es bueno en conocer el producto y otro para los números, entonces son personas que no pueden faltar en un emprendimiento. Las ideas siempre se pueden mejorar, pero los equipos hacen que la potencia de esas ideas sean más fuertes, los invito a que sigan pensando que hay una mano de parte del lado público y privado que los apoya en sus ideas.”

Asimismo, los participantes del Bootcamp comentaron su experiencia en este programa, “Impulsa es entretenido y desafiante por el tipo de metodología que tiene, esto de aprender haciendo, que te pone en terreno, te hace mirar de una manera más empática o comprensiva cual es la realidad. Siempre te está diciendo no pienses en la solución, ni en el resultado, piensa en el cliente. Esto no es mirar desde la observación, es de mirar al otro y construir con el otro”, destacó Viviana Martínez, gerente de proyectos de  Fundes en Chile.

A lo que se sumó Iván Riquelme, Ingeniero Agronómo de Codesser, “me ha parecido muy bueno este Bootcamp, nunca creí que iba a participar tanto, pensé que iba a estar un poco más celoso mirando desde fuera y en verdad estamos muy motivados. Es una dinámica  buena, se comparte con harta gente de otros sectores, que lo hace más interesante”.

El Bootcamp formó seis equipos que partieron identificando un cliente y formulando su hipótesis sobre qué problema pudiese existir, la cual salieron a validar o invalidar a la calle con personas desconocidas (potenciales clientes).

“La recepción de las personas fue súper buena con nosotros, no tuvimos ningún problema, tuvimos muy buena llegada, al andar identificada y  Pro O’Higgins es conocido por la gente y sin duda eso te abre una puerta” comentó Isabel Gómez, de la Oficinia de la Mujer de la Municipalidad de Rancagua.

Pedro Varas y Sebastián Arias de Startup Essentials y facilitadores de este Bootcamp, destacaron que “lo más atractivo es que puedan participar emprendedores y personas que apoyan a emprendedores, en ese aspecto Rancagua ha tomado un paso más allá y nos parece súper productivo para el ecosistema de emprendimiento regional y local.”

Tal como lo complementa Mariano Salas de Winkultrips, “para nosotros esto es una validación del lenguaje, de la metodología, de las herramientas y de los instrumentos existentes que nos hace muy bien. Y por otra parte nos permite validarnos como emprendedores al margen de nuestro proyecto dentro del ecosistema de la región.”

Finalizando se evaluó a los equipos de trabajo, respecto a los aprendizajes obtenidos y cómo diseñaron su propuesta de valor para los clientes. Con un dinámico cierre se distinguió a primeros lugares y a todos los participantes quienes lograron en estos tres días de formación, adquirir las herramientas propuestas por Impulsa O’Higgins.

Cabe destacar que esta iniciativa de Pro O’Higgins cuenta con el apoyo de Corfo y el Fondo de Innovación para la  Competitividad del Gobierno Regional de O’Higgins y su Consejo Regional, enmarcado en la Estrategia Regional de Innovación.